viernes, 1 de enero de 2016

1999 - 21 FESTIVAL INTERNACIONAL DEL NUEVO CINE LATINOAMERICANO





FESTIVAL - Orfeu, de Cacá Diegues, faz hoje à noite a sessão de abertura do reformulado 21 Festival do Novo Cinema Latino-Americano de Havana, em Cuba. Diegues vai apresentar o filme ao lado de Caetano Veloso, responsável pela trilha sonora. 


Especial desde La Habana
Mayumi Nojiri


La vigésima primera edición del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano se llevó a cabo los primeros once días del mes de diciembre y como todos los años La Habana, capital de la isla cubana, fue la sede de este evento.


Desde 1979 se reúnen en el lobby del Hotel Nacional artistas de todas partes del mundo, con ciclos de películas del cine independiente norteamericano, filmes españoles, italianos, alemanes, soviéticos, japoneses, libros, música, conferencias y encuentros de diversa índole.

El Festival de Cine de la Habana, está a la altura de los mejores festivales de cine del mundo: Cannes, Venecia o Berlín. Pero el Festival es mucho más que cine, para las personas que nunca han visitado a Cuba se sienten maravilladas y atrapadas por los misterios que encierra.

El cine, especialmente los once días del Festival, forma parte del embrujo de la ciudad. La Habana se encuentra detenida en el tiempo, la arquitectura, los automóviles, el comunismo, la sencillez y la bondad de la gente tienen un efecto en las personas que asisten al festival. Cada rincón, cada sombra, cada rostro, cada edificio, juegan con la imaginación de los que asisten a este evento.

La proyección de la película brasileña Orfeo y el concierto ofrecido por Caetano Veloso hicieron que la apertura de la 21° edición del Festival del Nuevo Cine Latinoamericano, celebrada en el teatro Karl Marx, se convirtiera en una declarada manifestación a favor de la genuina calidad artística. El acto inaugural, austero y despojado de los artificios del espectáculo comercial, también confirmó que el Festival de Cine de La Habana tiene el objetivo de ser una especie de oasis para el arte hecho a fuerza de talento.

En esta edición del festival habanero se presentaron a concursar 38 largometrajes de ficción, 24 documentales y 11 dibujos animados.

Venezuela estuvo representada por cuatro largometrajes: Cien años de perdón, de Alejandro Sanderman; Huelepega, Ley de la calle, dirigida por Elia Shneider; las cuales estuvieron entre las cuatro películas más populares del festival. Entre otros largometrajes venezolanos se presentaron A la media noche y media y Trampa para un gato.

En el área de cortometrajes Venezuela estuvo representada por: Freezer, Fosa Común, Tres monos, Crónica de un secuestro inverosímil, Máquina, Carrao y Bolívar, canto al Libertador dibujo animado basado en El príncipe feliz de Oscar Wilde.

Jonathan Demme, director del largometraje El silencio de los inocentes, estuvo presente en esta edición del festival representando al filme Beloved, su versión sobre una novela del premio Nobel, Tom Morrison, ubicada a fines del siglo pasado, en los años de la esclavitud.
Demme y el actor Danny Glover, actor principal del mencionado film, ofrecieron una rueda de prensa en el Hotel Nacional, en la cual el director manifestó su gran apoyo por el cine independiente norteamericano. “Me siento muy interesado en el cine independiente de Estados Unidos, porque las películas que vemos provienen de los estudios cinematográficos y son películas que carecen de imaginación y que responden a una fórmula ya establecida, con sus excepciones.

Ahora, con el incremento en los últimos años del cine independiente, vemos que en mi país se están realizando películas de mucha imaginación y mucha fuerza, e incluso es un movimiento que disfruta de tan buena salud, que provoca que estos cineastas pasen a trabajar dentro de los grandes estudios de Hollywood.”

La clausura del Festival fue por lo alto con el documental Buenavista Social Club, de Win Wenders, y antes, con los propios músicos que pusieron a bailar al público que llenó al teatro Karl Marx.

Garaje Olimpo, del realizador Marcos Bechis, se alzó con el Primer Premio Coral de ficción. Le siguieron en ese orden Un dulce olor a muerte, del mexicano Gabriel Retes; y Yepeto, de Eduardo Calcagno. Mención especial del jurado a Solo gente, de Roberto Maiocco (Argentina). Premio mejor actriz: la brasileña Denise Fraga (por Detrás del telón); mejor actor: César Mora (Colombia) por Golpe de estadio y Soplo de vida; y premio revelación a la actriz cubana Laura Ramos por sus actuaciones en Las profecías de Amanda y Operación Fangio.

Mejor dirección y mejor ópera prima: Ave María, de Eduardo Rossoff (México). Premio de la Popularidad: Un paraíso bajo las estrellas, del cubano Gerardo Chijona, que alcanzó también los lauros de mejor banda sonora y música. El premio coral de edición fue para Ratas, ratones y rateros, del ecuatoriano Sebastián Cordero; y mejor fotografía para La carnada, de Marianne Eyde. Mejor dirección de arte: El desquite, del chileno Andrés Wood, entre otros galardones.





Jueves, 2 de diciembre de 1999 


Diegues y Veloso abren el Festival del Nuevo Cine de La Habana



Mauricio Vicent


El Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana comenzó anoche en el teatro Carlos Marx de La Habana con la exhibición fuera de concurso de la película brasileña Orfeo, del director Carlos Diegues. Diegues y el músico Caetano Veloso, autor de la banda sonora, asistieron a la presentación del filme, seleccionado por la Academia de su país para aspirar a una de las cinco candidaturas a la mejor película extranjera en los Oscar. Veloso cantó en la gala inaugural de esta 21ª edición del festival habanero, en el que concursan siete largometrajes brasileños y donde el cine español estará ampliamente representado. Durante el festival habrá homenajes a Buñuel, Claude Chabrol y Mario Monicelli.

La tradicional muestra de cine español será, como ocurre todos los años, uno de los platos fuertes del certamen. La niña de tus ojos, Los lobos de Washington, Flores de otro mundo, Todo sobre mi madre o Solas son algunas de las películas que podrán ver los cubanos durante el festival. Benito Zambrano, director de Solas, será uno de los cineastas españoles que viajará a Cuba estos días -Zambrano estudió en la Escuela de Cine de San Antonio de los Baños-. También lo harán el realizador Mariano Barroso y los actores Javier Bardem y Marisa Paredes.


1/12/1999 - Leo Brower entrega premio Coral de Música                    Foto: Adalberto Roque


Granma, 2 de dic. 1999.
Premio Coral de Música a Caetano Veloso

En el marco de la inauguración (en diciembre del pasado año) del 21 Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano en el teatro Karl Marx (es decir, 
el Blanquita, el Chaplin) el cantante brasileño Caetano Veloso recibió, de manos de nuestro Leo Brower, el premio Coral de Música. Leo calificó a Veloso como "uno grande de nuestra América". Por su parte, el afamado cantante señaló que "es una emoción especial la que siento de estar aquí, porque he soñado toda mi vida con venir a Cuba", y obsequió con varios números de su repertorio a la elegante concurrencia habanera.

Alfredo Guevara -cobijado con un saco que le cubría graciosamente los hombros, según su ya inveterada costumbre- se dirigió a un ansioso auditorio que aguardaba con impaciencia sus frases armoniosas y siempre, siempre atinadas. 

Finalmente, todos pudimos disfrutar de la soberbia producción de Orfeo, del director carioca Carlos Diégues.

 







No hay comentarios:

Publicar un comentario